Cómo mantener un ordenador utilizado por niños

¿Cómo mantener un ordenador utilizado por niños?

- 3 minutos de lectura

Mantenimiento informático ordinario y extraordinario

Tanto si un niño utiliza el portátil de la familia como si tiene uno propio, cuidar bien el ordenador es esencial para evitar daños que resultarían caros.

De ellos dependerá mantenerlo en orden, limpiando no sólo la pantalla y el teclado de suciedad, sino también la memoria de archivos antiguos que acabarían ralentizándolo.

Siguiendo la filosofía de expertos en mantenimiento informático Madrid “más vale prevenir que curar», a la hora de permitir que un niño utilice nuestro ordenador o tenga uno propio, es mejor dar instrucciones precisas desde el principio. Tanto para la limpieza e higiene externa como para la organización interna.


Limpieza y mantenimiento externo

Empecemos con el ABC del cuidado de los ordenadores, las cosas esenciales que hay que hacer para manejar con cuidado un instrumento tan delicado:

  • Lavarse las manos antes de utilizarlo;
  • Mantener alejados los alimentos y las bebidas;
  • Manejar el aparato con cuidado;
  • No utilizar nunca espray o productos de limpieza domésticos en la pantalla.

Sin embargo, la experiencia demuestra que las recomendaciones no son suficientes; aún pueden ocurrir accidentes, especialmente los causados por líquidos, y tras los que debemos acudir a un servicio de reparación de ordenadores.

Para mayor tranquilidad, los padres pueden comprar una funda de silicona transparente para colocar en el teclado, o parachoques o fundas protectoras para el portátil para protegerlo de las caídas.

Pasemos a la limpieza rutinaria, que debe hacerse al menos una vez al mes. Podemos hacer esto la primera vez con nuestros hijos y luego dejar una nota post-it cerca del escritorio como recordatorio.

ordenador utilizado por niños


Limpieza externa

El primer producto a utilizar es quizás uno que no tenemos en casa, pero que podemos encontrar en cualquier tienda que venda accesorios para ordenadores: el aire comprimido.

A los niños les suele gustar utilizarlo, pero hay que tener cuidado de no pasarse. El aire comprimido hará que las migas y los pelos de gato vuelen por todas partes, así que es mejor utilizarlo antes de limpiar el resto.

¿Cómo proceder?

  • Apague el portátil, desenchufe el cable de alimentación y retire la batería (si es fácilmente extraíble).
  • Coge el aire comprimido, haz una pulverización rápida lejos del portátil para eliminar cualquier condensación del bote, y luego empieza a soplar aire en las grietas: el teclado, las rejillas de ventilación e incluso los puertos USB.
  • Sopla en ráfagas cortas, ya que las pulverizaciones más largas pueden hacer que se acumule humedad en el interior del ordenador y pueden dañar los ventiladores al hacerlos girar demasiado rápido.

A continuación, pasamos a limpiar las partes externas. Lo más importante a la hora de limpiar un ordenador portátil o de sobremesa es aplicar el producto de limpieza en el paño que se utilice, nunca directamente sobre el ordenador. Así que coge un paño de microfibra, vierte unas gotas de alcohol en él y limpia la superficie. Es posible que se necesiten bastoncillos de algodón para las teclas del teclado.

Para la pantalla, el asunto es ligeramente diferente. Para limpiar las huellas dactilares se debe utilizar un paño de microfibra seco, pero si necesita un poco más de poder de limpieza, humedecerlo un poco puede ayudar mucho.

ordenadores y niños


Limpieza interna

Incluso antes de tener que lidiar con una advertencia de «espacio insuficiente en el disco» o de memoria insuficiente, podría ser el momento de hacer una limpieza.

Sobre todo, si nuestros hijos son aficionados a los juegos de PC, lo mejor es mantener la memoria y el espacio en disco del ordenador lo más libres posible: es sólo cuestión de tiempo que nos llamen desesperados porque el ordenador «se queda colgado» mientras juegan.

Lo primero que hay que enseñar a los hijos es a apagar, no a ponerlo en reposo, cada noche, o cuando haya terminado de usarlo al final del día. En el proceso de apagado, el sistema operativo realiza algunas tareas de archivo, limpieza y liberación de memoria temporal.

Si tenemos un PC con Windows 10 en casa, abrimos Configuración> Sistema> Almacenamiento para ver el análisis del disco y qué carpetas ocupan más espacio. Puedes hacer clic en cualquier categoría para ver más información, especialmente en la categoría «Otros», que mostrará carpetas individuales con archivos grandes. Las cosas que ya no necesitamos se pueden eliminar.

Si tenemos un Mac, escaneamos la unidad en busca de archivos grandes haciendo clic en el menú de Apple en la esquina superior izquierda y yendo a Acerca de este Mac> Archivo. Haz clic en el botón Gestionar y verás varias categorías en la barra lateral que puedes seleccionar para obtener una lista de archivos grandes. Haz clic con el botón derecho del ratón en los archivos para eliminarlos y vacía la papelera cuando hayas terminado.

En ambos sistemas operativos se aplica la regla de que la papelera de reciclaje debe vaciarse regularmente, por ejemplo, cada fin de semana.

Ahora vamos a limpiar los archivos temporales y duplicados. Tanto en Windows como en Mac se almacenan archivos temporales, como paquetes de actualización antiguos o archivos de Internet en caché, que puedes eliminar para liberar espacio.

En Windows 10, haz clic en el menú Inicio y busca Liberador de espacio en disco. Te aparecerá una lista de archivos que puedes eliminar, momento en el que puedes simplemente hacer clic en Aceptar para liberar espacio inmediatamente o hacer clic en «Limpiar archivos del sistema» para otras opciones.

Los Mac no tienen una herramienta similar para limpiar los archivos temporales, pero tanto los usuarios de Windows como los de Mac pueden ejecutar programas gratuitos como CCleaner para realizar estas tareas.

limpieza interna de ordenadores


Ultimas advertencias

Si tus hijos utilizan un ordenador portátil, procura que lo coloquen sobre una mesa y no sobre sus muslos, en una alfombra o en un sofá. Los ventiladores del ordenador están debajo, y el aire debe poder entrar fácilmente. Hazles saber inmediatamente que el sobrecalentamiento no es bueno. Puedes invertir en un soporte de refrigeración. Hay varios tipos, incluso para jugadores.

Por último, pero no menos importante, los cables: no querrás que corran por la habitación y que el resto de la familia tropiece con ellos. Tampoco deben enrollarse ni anudarse, ya que pueden romper los cables internos.

    Tu opinion importa

    Tu correo electrónico no sera publicado.*

    doce − 9 =

    Este sitio web utiliza cookies para que tengas la mejor experiencia de usuario. Si continúas navegando estás dando tu consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

    ACEPTAR
    Aviso de cookies